Menú Cerrar
womens health balance hormones

Equilibra tus hormonas y siéntete lo mejor posible

Mientras la medicina occidental ve en la salud de la mujer poco más allá del embarazo y las citologías, la medicina china tiene miles de años de historia tratando las complejidades y los ciclos que forman el panorama completo de la salud de la mujer. Para mi, ayudar a las mujeres a equilibrar sus hormonas y sentirse mejor es uno de los aspectos más gratificantes de este trabajo.

Alteraciones del ciclo menstrual

Las alteraciones del ciclo menstrual pueden tomar varias formas, de un ciclo corto a uno demasiado largo o irregular, reglas abundantes o que duran muchos días, sangrado a mitad del ciclo, reglas dolorosas o amenorrea.  Síntomas como el síndrome premenstrual también se consideran una forma de desequilibrio. De hecho, en un estado de salud y equilibrio, el ciclo no debe acompañarse de irritabilidad o dolores y la acupuntura se usa desde hace mucho tiempo para regular el ciclo, equilibrar las emociones y reducir el dolor.

La medicina china considera los trastornos menstruales como desequilibrios del sistema debidos en general a los hábitos alimentarios, el estilo de vida, los hábitos de ejercicio, el estrés emocional, etc. de la persona. Por ejemplo, la ira, que incluye frustración, resentimiento, irritación o rencores puede causar el estancamiento del Qi y provocar reglas irregulares, tensión premenstrual o dismenorrea (regla dolorosa). Junto con el tratamiento de acupuntura, se pueden utilizar dietoterapia, fitoterapia (uso de hierbas medicinales), meditación y sugerencias de estilo de vida para restablecer el equilibrio.

La acupuntura también se puede usar en caso de ovario poliquístico, endometriosis o quistes.  Restablecer equilibrio también puede restaurar su ciclo si se ha parado.

La menopausia, una “segunda primavera”

En Medicina China, el tiempo que rodea a la menopausia se considera una transición hacia una nueva fase de la vida de las mujeres a la que se refiere como una “segunda primavera”. Esta fase representa un momento de renovación de energías y oportunidades, cuando la energía que el cuerpo de una mujer ha dedicado a la menstruación y la reproducción ahora puede canalizarse hacia otras áreas creativas de su vida. En Occidente, sin embargo, la menopausia se ha convertido con demasiada frecuencia en sinónimo de una variedad de síntomas, desde sofocos hasta sudores nocturnos, ansiedad, fatiga, irritabilidad, insomnio, depresión, mala memoria, aumento de peso o sequedad vaginal, entre otros.

Hoy en día, muchas mujeres se preocupan por los riesgos asociados con la terapia hormonal (mayor riesgo de cáncer de mama, enfermedades cardiovasculares y coágulos de sangre), y la medicina china, con su larga historia en el tratamiento de los desequilibrios hormonales de la mujer, ofrece una alternativa solución natural y segura para aliviar síntomas como alteraciones del sueño, aumento de peso y sofocos. La acupuntura ayuda el cuerpo a adaptarse a los cambios a lo largo de la menopausia, para que esta fase de la vida no sea sinónima de enfermedad, sino de renovación y “segunda primavera” como la describen los chinos de manera tan poética. Junto con la  acupuntura, se suelen usar dietoterapia, fitoterapia, meditación y sugerencias de estilo de vida para restablecer el equilibrio.

Embarazo y Postparto

Una vez que la mujer se ha quedado embarazada, la acupuntura puede ayudarle a tener un buen embarazo, que sea para reducir las náuseas, el estreñimiento, el dolor de espalda o la ciática, el insomnio, la fatiga, el estrés y la ansiedad.

En las últimas etapas del embarazo, la acupuntura puede ayudar que un bebé de nalgas se de la vuelta o provocar el parto cuando la mujer pasa su fecha.

Acupuntura Prenatal

La acupuntura prenatal desde la semana 36 en adelante (las últimas 4 semanas de embarazo) puede preparar el cuerpo (principalmente al preparar el cuello uterino y la pelvis) para el parto. El tratamiento de acupuntura en este punto del embarazo generalmente es relajante, aumenta sus niveles de energía, estimula la circulación sanguínea en el cuerpo, suaviza los ligamentos y tendones antes del parto y ayuda la dilatación cervical.

Acupuntura o acupresión durante el parto

La acupuntura o acupresión durante el trabajo de parto puede estimular las contracciones uterinas, reducir el dolor y acortar el tiempo de trabajo. Haga clic aquí para obtener más información sobre la acupresión para el trabajo de parto.